Mary: “La gente te mira como un trozo de carne y tú misma ya no te ves como persona”

Tuvo que prostituirse dos años y seguir pagándoles tres más para pagar los 45.000 euros que le exigían, amenazándola con ritos de vudú y con agredir a su familia si no lo hacía.

Tengo 26 años, nací en Nigeria y llevo diez años en España.

Quería venir porque creía que iba a tener una vida mejor. Lo pensó mi madre. Al principio no fue fácil pero como decía que sería una vida mejor… Vine en avión hasta Italia con un hombre que traía más chicas. Allí cogí un tren hasta Madrid. No entendía nada, cuando cogí el taxí tenía la dirección apuntada en un papel que me habían dado. Tenía diecisiete años.

Leer más…

2016-10-24T15:15:59+00:002 junio, 2016|Categories: Testimonios Testimonies|

Leave A Comment